Los enanitos de Blancanieves y Capricornio

Boletín Astrológico: Del 15 al 21 de Enero 2018


Que sí, que ya estamos aquí de vuelta, de lunes y preparándonos para el novilunio del próximo miércoles. A ver si luego subo a Instagram una carta del cielo para que veáis cuánta y generosa carga capricorniana. Así, mientras redacto estas líneas Sol, Luna, Mercurio, Venus, Saturno y Plutón transitan el signo de Capricornio obligándonos a reflexionar, concretar, definir metas y organizarnos inteligentemente a largo plazo.

Será una energía muy presente durante la semana que os aconsejo que aprovechéis. También habrá ganas de mambo, romance, sexo y conversaciones honestas y profundas, de la mano de los aspectos a Júpiter y Marte en Escorpio. Finalmente, ya para el final de la semana, se producirán dos cambios planetarios significativos y –ou yeah– nos pondremos el traje de astronauta para defender ideales humanitarios, gracias a Acuario.

De una u otra manera -siempre desde mi humilde opinión astrológica-, y en función de las consultas, comentarios y correos, el año recién estrenado continúa a tope y buenrollista. Hay mucha iniciativa, no falta la pasión, las baterías están puestas y la gente tiene ganas de trabajar y de autoconocerse. Desde luego, así da gusto iniciar empezar enero.

El martes 16 ya tenemos un aspecto que reinicide en todo lo expuesto arriba así como en la energía de la semana pasada –aquí tenéis el Boletín previo-: me refieron a un sextil desde Júpiter en Escorpio a Plutón en Capricornio (de nuevo en ese grado 19 que espero que hayáis cotejado en vuestras cartas). Es un aspecto entre dos planetas muy poderosos: uno, bonachón -Papá Júpiter- y otro, un tanto maquiavélico y oscuro –Putoncito. Como el sextil es armonioso, de entrada, debiera augurar eventos positivos que integren ambas fuerzas: aprendizaje, optimismo, necesidad de ahondar, fe para implicarnos en asuntos dolorosos, estudios del alma, contacto con personas sabias y poderosas, manejo e inversión del dinero de manera afortunada, visión abierta y transformadora del ser, sensación de conexión y mayor comprensión de los claroscuros del hombre y la sociedad, bla bla bla.

Casi nada, ¿eh? Ya os he mencionado que se produce en el grado 19, que es una punto que va a seguir muy activado en los próximos meses, sobre todo cuando Júpiter, con la retrogradación, de un pasito p’alante y luego un pasito p’atrás. Tenéis todavía tiempo para sacarle partido y consolidar esta oportunidad de sanación y transformación honesta, profunda, sexual y mística, de la que me encantaría que os animárais a comentar. Aquí. O en el especial de Júpiter en Escorpio.

Más cosas. Bueno, el miércoles 17 se produce la Luna Nueva, la primerísima del año, en Capricornio y el grado 26. A ver: de entrada la Luna y Capri no se llevan guay, pues la Luna es un planeta humedito, blandito, maleable y Capri es seco, estructurado, poco flexible. Con todo, se trata de una lunación bonita, muy decidida, un tanto amorosa con Venus por ahí todavía, apasionada -gracias a los sextiles a Escorpio- y super emprendedora.

Si todo novilunio supone un nuevo inicio, en este caso, se referirá a comienzos que vibren con la energía capricorniana. Orden, estructura, metas, ambiciones… No es sólo qué anhelo conseguir -algo muy Sagitariano, que se la pasa ideando, proponiendo- sino cómo me organizo para poder conseguirlo. Y esto implica un plan a largo plazo del cual uno no se desvía. Esto es Capricornio.

Aparte, el signo tiene que ver con el padre, jefes y figuras de autoridad. Así que no os extrañe tener una charla con los abuelos o los papis, plantearos la posibilidad de tener hijos o descubriros en una situación donde uno -el de arriba en la jerarquía- necesita poner orden.

Además, Urano desde Aries anda en cuadratura: sorpresas, portazos, hijos rebeldes y la cena, por un rato, arruinada. Habrá que estar preparado para improvisar.

Seguimos. El jueves 18 ya hay cambio de planetas y Venus sale de Capri y se mete en Acuario. A mí este Venus me mola, supongo que por la cantidad de fuego de mi carta y la necesidad de aire, que es el elemento que rige a Acuario. Tampoco es la posición más cómoda para Venus: aquí en Acuario rechaza el romanticismo, le cuesta ceder y existe una tendencia a racionalizar y objetivizar las emociones. Eso sí, adora participar, colaborar con desapego y busca relaciones de igualdad que ya muchos quisieran en su día a día. Frío, inteligente, con gusto por lo diferente, es un Venus que favorece los estudios astrológicos pero también cualquier hobby raro, que se escape del rebañismo popular. A los Acuario, este Venus les va a venir divino, porque les coincidirá con la fecha de cumpleaños. También a Géminis y, especialmente a Libra. Vida social, debates, amigos, coqueteo… Hasta el 10 de febrero.

Finalmente el sábado 20 tendremos dos eventos interesantes. Por un lado, Mercurio, rápido pero también práctico y organizado, desde Capricornio, le dibujará un sextil a Neptuno en Piscis. Transacciones artísticas y espirituales, proposiciones creativas y sólidas, una visita a la ópera con los compañeros de trabajo o un taller de carpintería.

Por otro -y quizá más relevante-, el Sol se despide de Capri e ingresa en Acuario. Ya sabéis un poco de estos rebeldes del zodiaco, pero si queréis conocer más, os recomiendo echarle un vistazo a su especial. Durante las próximas cuatro semanas serán los protagonistas y vendrán a demostrarnos la importancia de valores como la amistad, la independencia, el progreso y la cooperación por un mundo mejor. Ya lo iremos viendo en los próximos boletines con la llegada de más planetas a Acuario y los aspectos que formen. Eso sí, desde ya, muchísimas felicidades a todos vosotros. Será hasta el 18 de febrero.

Y ya sí me despido, que el novilunio está a la vuelta de la esquina y aún no hice mi lista de metas, ni rellené mi agenda con los objetivos paso a paso ni actualicé el curriculum ni solicité un aumento de sueldo ni…

Tanto que hacer en estos días capricornianos. Tanto y tan entretenido. Que seáis muy felices.

Nos leemos muy pronto.

Emilio P. Millán

 

 

(Foto. Fte: Blancanieves, Walt Disney)

 

 


Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cuando envías un comentario estás aceptando la política de privacidad de Mochila Astrológica.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

2 ideas sobre “Boletín Astrológico: Del 15 al 21 de Enero 2018

  • ana

    como te encantaría que comentáramos pues ahí va: Sagitario de ascendente acuario en período muy positivo de sanación interna. Con Saturno he comido todas las hierbas malas y menudas coces. El retiro está siendo muy pero que muy requetesanador. Coger el caballo y empezar a limpiar,redigerir lo que ha creado dentro está siendo posible solo mediante el retiro, introspección,amor del que no pica…y más cosas buenas Voy un poquito atrasada eso sí,el caballo dio demasiadas vueltas innecesarias,pero ahora tiene todo lo que necesitaba. Toca colocar,engrasar con mucha paciencia y trabajar duro. ir de lo conocido a lo desconocido,de lo fácil a lo difícil vamos Mucha Paciencia y Mucho trabajo pero con una alegría que no se paga con nada. Ou yeah a los enanitos, a ti y al camino de cada uno, besos Aloha

    • Mochilastrológica Autor

      Aloha, Ana. Sí, este Saturno ha hecho muchos estragos a las cartas sagitarianas. Lo bueno es que se ha ido y ya sólo es cuestión de haber aprendido esa lección sobre el trabajo, la paciencia, el acotar y el esfuerzo. Digamos que lo duro ya ha pasado. Además, ahora con la entrada de Marte en Sagi, muchos centauros vais a estar con las pilas a tope y muchas ganas de comeros el mundo y tú más, porque te coincide, con el paso del Sol y Venus acuariano sobre tu Luna y ascendente.

      Viel Spass y un enorme Aloha zurück!