Mochila Astrológica en Varsovia

Boletín Astrológico: Del 30 de Octubre al 5 de Noviembre 2017


¿Qué pasa, mochileros? ¿Cómo lo lleváis? ¿Qué tal esa primera semana escorpiana? Ya se están moviendo asuntos, algunos un tanto dolorosos o, al menos, esa es mi impresión de acuerdo a las últimas consultas astrológicas: mucho rencor, lagrimita suelta, miedo a soltar y desagradables verdades puestas sobre la mesa. Y ciertamente duele pero en algún momento había que hacerlo. Además, como decía la semana pasada, parece que la gente anda más dispuesta a abordar sus secretos y complejos. Flota cierto morbo en el ambiente.

Tal es la afición hacia lo tétrico o macabro que en un par de días se celebra Halloween, el día de tus muertos y el todos los puñeteros santos. No podía ser de otra manera y esta celebración, que honra a los difuntos, coincide con los tiempos de Escorpio. En un par de días de vacaciones por Polonia tuve el gusto de cruzarme con varias calaveras y calabazas diabólicas.

Respecto a la semana, os adelanto que llega tranquila en aspectos pero potente en emociones ya que además de la carguita de Escorpio, con sus extremos y emociones profundas, viviremos un interesante plenilunio el sábado. Además, Venus se pondrá rebelde y, luego, el domingo, Mercurio cambiará de signo.

De entrada, del lunes al jueves sólo se darán aspectos lunares. Nuestro satélite atravesará Piscis y Aries con sus correspondiente conjunciones y tensiones, dolores reumáticos, ensoñaciones, nerviosismos y jaquecas. Recordad que son tiempos sensibles y las emociones andan a flor de piel, incluso las más ocultas: a llorar, a gritar, a reír, a enfadarse, a amar y a odiar,  para que no se nos quede nada dentro. Desde Libra, Marte nos sigue liando la cabeza, con sus dudas y dolores de lumbares. Y Mercurio en Escorpio insistirá em buscarle los tres pies al gato.

Por fin el viernes 3 de Noviembre se produce el primer aspecto relevante, un bonito trígono desde el Sol en Escorpio a Neptuno en Piscis, desde el grado 11, mistificando el retorno solar de los que cumplan en la fecha. La poesía, conexión con otras realidades, sensibilidad creativa y la espiritualidad pueden ser temas muy importantes para estos nativos en los próximos meses.

El sábado 4 nos llega la Luna Llena en Tauro. Es una lunación bonita, pues el satélite se encuentra muy a gusto en el signo del Toro, disfrutón, tranquilo y nutricio. Se dará a finales del grado 11, así que podéis buscar si tenéis algún planetita o ángulo importante sobre este eje Tauro-Escorpio. Como siempre, la Luna Llena suele representar una culminación de aquello sembrado seis meses atrás, en el novilunio correspondiente que se dio el 26 de abril. Asuntos económicos, el cuerpo y su goce, la alimentación, la posesividad y la autovaloración pueden ser cuestionados y llevados a buen puerto durante las próximas semanas.

El mismo sábado, además, Venus desde Libra se opondrá a Urano en Aries lo que matiza bastante este plenilunio. Gastos y placeres excéntricos. Deseos juveniles de libertad. Invitaciones inesperadas. Peleíllas de pareja con su sexualizada reconciliación. Todo se conjugará hasta conformar un fin de semana bastante particular y animado, con hombres lobo futuristas y maratones de series en Netflix.

Finalmente, el domingo 4 nuestro rapidísimo Mercurio se despide de Escorpio y se mete en las praderas del centauro. Sí, Mercurio ingresa en Sagitario donde, ya muchos lo sabéis, se las da de listillo, se olvida de los detalles y peca de optimista. La verdad que es un Mercurio muy simpático y un tanto brutote y uno no puede evitar cogerle cariño. En cualquier caso, los Sagi andarán más habladores y más maestrillos, sentando cátedra y convenciendo a los otros para luego cambiar su propia opinión. Más veleta, más chistosos y, con suerte, recibiendo alguna buena e imprevista noticia con forma de recompensa.

Y hasta aquí puedo leer. Os deseo una genial semana. Acordaos de compartir y de comentar y de todos esos likes.

Muchísimas gracias. Do zobaczenia wkrotce!

Emilio P. Millán

(Foto: erasmusu.com)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Y si te gustó... qué mejor que compartirlo. ¡Muchísimas Gracias! Share on Facebook63Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0Email this to someone

¡Participando aprendemos todos!