En el fondo, no somos tan diferentes unos de otros


Desde que me inicié en Astrología, nunca me han faltado fuentes a las que recurrir, ya fuera por diversión, para satisfacer mi curiosidad glotona o como recurso durante el análisis de una nueva carta. He asistido en estos años  a cursos presenciales y a distancia, he dejado que astrólogos destriparan mi destino, he subrayado manuales, descubierto páginas excéntricas, descargado podcasts y reunido tanto material que dudo procese por completo en lo que me queda de viaje.

Flotando en medio de este incontrolable océano de datos existe una figura, cuyo blog respeto, a la que siempre regreso y de la cual me considero fiel seguidor. Me refiero a Rafa Cañete y a su fantástica página plutonencapricornio. Este cordobés, con el sol en Escorpio, profesor de Lengua y Literatura en instituto, lleva difundiendo sus conocimientos sobre astros desde el año 2008.  En sus artículos, combina material de clásicos como Sasportas, Stephen Arroyo y Sue Thompkins con apuntes de su propia cosecha, a menudo desde una perspectiva psicológica, siempre muy profundo y certero.

Además, Rafa ofrece desde el blog consulta astrológica y cursos online de formación y responde, generoso, a las numerosas dudas que sus lectores le plantean. Ya sea por sus textos u comentarios, con él uno nunca deja de aprender.

Como veis, motivos para proponerle una entrevista no faltaban y Rafa aceptó la idea con entusiasmo. Aquí os transcribo el resultado de nuestra conversación. Seáis o no aficionados a la Astrología, creo que sus honestas palabras van a resonar en muchos de vosotros.

ENTREVISTA

MOCHILA ASTROLÓGICA: Rafa, empezamos por lo grande, por lo general: ¿Que es para ti la Astrología?

RAFA CAÑETE: Para mi, básicamente, la Astrología es una forma de autoconocimiento, porque, si yo me conozco, estoy conociendo al resto del mundo. Y es que, en el fondo, no somos tan diferentes uno de otros.

Además, el hecho de conocerme, saber qué soy, saber quién soy… hace que me sienta más en sintonía con lo que hay fuera de mi y es como si diera menos palos de ciego. Es algo que sucede: yo entiendo cómo funciono, acepto ciertas cosas y el entorno parece que responde. De pronto, surge una fluidez entre lo que ocurre dentro y lo que ocurre fuera

MA: ¿Cómo empezaste a interesarte por la Astrología?

RA: Bueno… la Astrología me llamó siempre la atención. Ya de pequeño me interesaban los signos del zodiaco aunque sin profundizar demasiado. Es lo que tiene Escorpio: es un signo que profundiza demasiado, salvo que tenga miedo. Escorpio sabe que, cuando se mete en algo, se mete hasta el fondo y le cuesta poner un límite. En cualquier caso, siempre hubo algo ahí que me inquietaba.

En el año 2003, el astrólogo argentino Juan Tolosa Paz me hizo la carta astral y reveló muchos aspectos personales que yo no me reconocía…

Sólo al cabo de un tiempo comencé a darme cuenta que mucho de lo mencionado en aquella consulta se había revelado cierto… De pronto pensé: ¡Qué cabrón este tío! ¡Me conoce mejor que yo mismo!

Unos años después, en el 2007 empecé a estudiar Astrología de lleno. Y desde entonces…

MA: Así que la Astrología empieza ganar importancia en tu vida… Y el blog, ¿cuándo y cómo nace?

RC: En realidad, al principio, se trataba de un hobby pero recuerdo un clic especial a finales del 2007. Era a mediados de diciembre y yo tenía a Júpiter y Plutón entrando en mi casa 9… Por entonces, leía algunos blog como el de Segundo Ruiz y me dije: ¿Por qué no hacer el mío?

MA: Lo llamaste Plutónencapricornio…

RC: Sí, lo titulé así por tratarse de un tránsito tan fundamental. Los tránsitos de Plutón son los que definen y gobiernan el devenir de la humanidad por encima de cualquier otro y en consonancia con los de Neptuno y Urano. Plutón es básico en todo esto.

Me inspiré un poco en el blog de Segundo, aunque tampoco disponía de un modelo concreto ni conocía a demasiada gente.

13518235_10210103665013949_356843733_o

Rafa Cañete en su casa en Córdoba

MA: Y empezarían las primeras consultas… ¿Recuerdas tu experiencia?

RC: Bueno… piensa que yo empecé de forma altruista.

Al principio me anunciaba por Messenger de Windows, ofrecía lecturas de cartas gratuitas a todo el mundo. La gente se sorprendía y me decía: ¿Pero por qué lo haces gratis?. Yo lo que quería en ese momento era practicar…

No alcanzo a recordar mis primeras lecturas, pero sí te puedo decir que, cuando empiezo a comentar una carta, siento una mezcla de emoción e inseguridad al mismo tiempo: ese es mi Saturno en casa 3, esa duda acerca de las capacidades intelectuales de uno… Pero después todo fluye.

Creo que es positivo vivir ese momento inicial porque te prepara… Como que uno entiende que lo que va a hacer es importante y merece la pena.

MA: ¿También visitas a astrólogos para que lean tu carta?

RC: He tenido más consultas con Juan Tolosa. Sólo con él. Como estudiante sí he visitado a otros astrólogos. A Walter Anliker, por ejemplo.

MA: Háblanos de tu carta. Sabemos que eres Escorpio, un signo con muy mala reputación.

RC: Es cierto. Escorpio tiene mala fama, pero como todo signo, este sol tiene cosas buenas y cosas malas. Creo que la mala reputación se debe a las dificultades de todos para  aceptar la porquería que cargamos y que Escorpio representa muy bien. Todos tenemos Escorpio en la carta y está rigiendo una casa: siempre hay un sector de la vida regido por Escorpio. Además, en el momento en que Plutón aspecta planetas personales –sol, luna, marte, venus, mercurio- esa persona ya tiene un componente escorpiano muy poderoso.

La gente de Escorpio es muy catalizadora. Piensa que es la parte del zodíaco en la que el yo muere. Un Escorpio es transformador. Quien está  su alrededor se transforma continuamente con su contacto.

Un Escorpio puede ser muy envidioso y se le nota. Puede tener mucha ansia de poder y se le nota. Que los demás signos vivan estas pasiones pero no las reconozcan ya es otra historia.

MA: ¿Qué parte de tu carta te resulta más compleja?

RC: De mi carta, Saturno en casa 3, pues es la parte que da más miedo. Y Marte en casa 12, que es una posición difícil para un hombre. Pero todo se trabaja. No digo que se supere pero se trabaja. Es muy importante tomar conciencia para que lo que realmente nos atormenta empiece a cambiar y muestre otra cara.

MA: ¿Y cuál sería la parte de tu carta que más te gusta?

RC: Bueno, sin duda, ese Júpiter en casa 10. Un Júpiter angular, en casa 1 o en casa 10, es como un ángel de al guarda.

MA: En estos últimos meses has estado ofreciendo cursos online de astrología. Ahora, en julio, preparas uno sobre Quirón en la carta natal. ¿Qué tal la experiencia? ¿Cómo reaccionan los alumnos?

RC: Bueno, es cierto que cada vez intento centrarme más en la Astrología, aunque ahora con  Plutón retrógrado –y yo que lo tengo en casa 6- estoy intentando reconciliarme con mi parte docente del instituto. En cualquier caso, desde enero a abril solicité un permiso y dejé el trabajo para centrarme en la astrología.

Con los cursos mi satisfacción ha sido impresionante. Me siento muy bien, los alumnos quieren más, muchos continúan fieles… De verdad, es maravilloso. Además, durante las clases de astrología me transfiguro: dejo de ser lo que soy y me convierto en otra cosa que todavía no sé lo que es.

symbolon

Symbolon de Géminis y Escorpio

 

MA: ¿Qué consejos les das a tus estudiantes principiantes de Astrología?

RC: Jaja, vaya pregunta porque, en realidad, yo todavía me considero un principiante… Pues la iniciación en Astrología es complicada porque aprendemos tanta información sobre signos, planetas, casas, posiciones planetarias que nos perdemos, desbordados por la cantidad de material…

Hay que ir a lo básico, a lo que tenemos dominado. Por ejemplo, si tienes delante una carta y de lo que más sabes en ese momento es de Venus, pues empieza por Venus. Si es Saturno, pues Saturno… y, así, poco a poco. Básicamente, es importante simplificar porque el problema de saber mucho es que luego te pierdes y no sabes seleccionar lo importante. La práctica te va ayudando, eso seguro, y poco a poco vas viendo lo que realmente importa a la hora de aplicar tu conocimiento

MA: ¿Cuál seria tu mayor deseo como astrólogo? ¿Hay alguna rama en la cual te gustaría profundizar?

RC: ¡Hombre! Me encantaría vivir de la Astrología, aunque fuese temporalmente. Uno, dos, tres años…. Con eso sería inmensamente feliz. No pido más.

Respecto a nuevas ramas de Astrología, reconozco que me interesa la Mundial, y también la Horaria.

MA: Gracias, Rafa. Y ya para terminar… ¿Cuál es la mayor satisfacción que te ha dado la Astrología?

RC: Mmmm…  quizá me ha dado un sentido a todo lo que hago y lo que me pasa y, sobre todo, se ha convertido en una vocación. Estaba muy perdido acerca de cuál era mi camino e incluso muchos que me conocen aseguran que soy un afortunado, porque he encontrado mi verdadero don. No sé si es así pero le doy las gracias por ese momento: Ese momento de transfiguración que experimento cuando doy clases de Astrología o leo una carta.

Puedes seguir a Rafa Canete en su blog plutonencapricornio.blogspot.

El 4 y 6 de Julio impartirá un nuevo curso de Astrología: Quirón en la carta natal.

Y si te gustó... qué mejor que compartirlo. ¡Muchísimas Gracias! Share on Facebook40Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0Email this to someone

¡Participando aprendemos todos!