Boletín de Astromochila: Semana del 19 al 24 de septiembre 2016.


Parece que empecé la semana con buen pie y hasta me ha dado tiempo a preparar el Boletín Astrológico. Tenemos ante nosotros una semana muy linda, con varios eventos interesantes a nivel cósmico, entre ellos, cómo no , la llegada del equinocio de otoño al hemisferio norte, este jueves 22 de septiembre.

Aunque  en mi Málaga natal no se perciba tanto, aquí en Berlín ya se anticipan los cambios de estación. Descendieron las temperaturas, se intercalan las nubes con los claros y los árboles amarillean. El otoño es época de contracción y recogimiento, de saber soltar aquello que no sirve, de aprender a perder nuestras hojas. Os cuento toda esta chapa bucólica porque tiene mucho que ver con la energía de Mercurio que se mantiene Retrógrado hasta al final de la semana. El jueves se situará estacionario pero mi consejo es que apuréis hasta el domingo para cerrar cuentas, tirar lo que ya nos os sirva y terminar de ordenar la casa. Si queréis comprar aparatos electrónicos o firmar algún documento importante, esperad a la semana que viene que -en lo referente a lo comunicativo, a los intercambios- rodará mucho mejor.

Hoy lunes 19 la luna ya ha pasado del impaciente Aries al sensual Tauro. Tuvimos un fin de semana sexy y energético, después del eclipse de Luna en Piscis -cuánta gente enferma o convaleciente a mi alrededor- y, poco a poco, las aguas se amansan. Además, Venus y Marte se encuentran en sextil ahora mismo, lo cual debería propiciar un par de días, cuanto menos, agradables y dóciles.

Mañana, martes 20, se dibuja un super eficiente trígono entre Mercurio Retrógrado y Plutón en Capri, al que luego se le unirá la luna taurina. Más práctico, imposible. Lo repito y vuelvo a repetir: gestiona y resuelve todo lo te queda pendiente, moviliza papeles, envía esas solicitudes, postúlate para ese trabajo…

El jueves no sólo arranca el otoño por este lado del globo sino que además, el Sol muda de signo: se despide del perfeccionista Virgo y pasa al estético Libra. Ay, estos Libra, tan coquetos, dubitativos y agradables; siempre buscando el terreno común para acercarse al otro:

– Mi prima estudió Derecho en la misma universidad…

– ¿Tú también lees poesía latinoamericana?

– ¿Te apetece que nos veamos a las siete y nos pasamos a ver esa exhibición que me comentaste?

En realidad, detrás de esa finura y diplomacia, se esconde todo el poderío de un signo cardinal. Libra es un signo muy inteligente: tanto que ni siquiera se cuelga las medallas por lo que consigue. Prefiere que se las cuelgue su opuesto, Aries, pensando que es quien lleva los pantalones.

Lo cierto es que los movimientos y decisiones de un Libra -y esto es lo hermoso del arquetipo libriano- se basan en la horizontalidad y en la justicia: todos ganamos, nadie pierde. Y ojo, que como signo de aire, entiende del desapego: entonces frivoliza, se vuelve cínico, corta por lo sano y se acabó lo que se daba.

Ojalá me alcance a escribir un artículo sobre estos nativos (asumo, por supuesto, que ya leisteis el especial de Júpiter en Libra). Entre tanto, les mando un trillón de felicidades a todos eso super Libra que conozco. Felicidades a mi mami, a mi tía, a dos primas; a Angelito, a Chimbi, a Fran, a Thiago; a Ella y a Lola, que regala puzzles de Klimt y Mucha, más libriana imposible.

El viernes 23 tenemos el último evento astrológico relevante: el ingreso de Venus en Escorpio. Esto matizará bastante las relaciones sobre todo para los que tengan fuerte Escorpio, Libra o Tauro en la carta. Se dice de los nativos de esta configuración que son posesivos, pasionales, desconfiados y un poco sado. Estos no viven un rollete de fin de semana normal y ligero: No, estos se vuelven locos de remate y, aquí el problema, les cuesta soltar. ¿Ellos cómo se vuelven? ¡LOCOS!

Buscad qué parte de la carta os cruza este Venus y allí se desataré toda la pasión y el folleteo. Andará dando guerra  hasta el 18 de octubre.

Y con estas os dejo. Nos vemos muy pronto. La semana que viene.

Sed felices y, si os ha gustado, ¡Compartidme!

 

 

 

Y si te gustó... qué mejor que compartirlo. ¡Muchísimas Gracias! Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0Email this to someone

¡Participando aprendemos todos!

5 ideas sobre “Boletín de Astromochila: Semana del 19 al 24 de septiembre 2016.

  • Sío

    Por cierto, no te he dicho que soy una adicta total al arte de Mucha. Me muero toa.

    Ayer ya barruntaba la entrada del señor Ares en mi casa I, y entre el inminente equinoccio (que por aquí si la web no falla, es a las 16,21 pm), me puse de manera intuitiva, um álbum que adoro y recomiendo encarecidísimamente para este portal del año, mi portal por cierto, que me siento como una reina 😉 Se trata del folk escandinavo del grupo Hedningarna. Se denomina Trä, y aunque el álbum en sí es una joya todo él, lis temas Täss’on nainen, Min Sog y Tuuli (deliciosamente meditativo y hasta útil para entrar en trance), es que me vuelven loca. De hecho, como tengo el bosque al lado de casa, como le decía al colega que me descubrió este maravilloso álbum, voy a trincar un venao o un jabalí, lo voy a destripar y voy a bailar a la luz de la Luna menguante, refregada en su sangre… Seeeeeeh! Toy que me salgo XD

    Nus leemus.

  • Sío

    Vamos, hombre… ¿¡¡Que se acaba el cachondeo y el folleteo JUSTO el día de mi cumpleaños!!?? Y además teniendo conj. Sol-Plutón…No me lo puedo de creé. https://www.youtube.com/watch?v=Fo9wZ1fHUAc&app=desktop

    Buena y breve descripción de los que tenemos el Sol en la Balanza… Aunque como diría Lodi: “El Sol está sobredimensionado”. Y mira que es leonino.

    El domingo estuve, literalmente, todo el día en la cama. Me levantaba sólo para comer algo e ir al baño. Fue la primera vez en mi vida que he hecho tal cosa (con mi madre, a ver quien era el guapo que se atrevía). A ver, con 15 grados de máxima, todo el día lloviendo, todo cerrado y las calles muertas, ya me dirás. Al día siguiente, por mucha Luna en Tauro que hubiera, me sentía casi mal y me puse a limpiar la casa, incluso cosas que hacía tiempo que debería haberles metido mano.

    Por cierto, los eclipses me han traído un truño del tamaño de mi mesilla de noche.

    En fin, seguimos leyéndonos. Abrazotes.

    • mochilastrologica

      Sío, me parto con el ¿Qué me estás container? No tenía el gusto de conocer ese diamante en bruto. Me encanta que comentes, siempre aprendo algo nuevo de tus apuntes. Yo a Lodi no lo he leído –sé que tiene unas cosillas que pueden estar molonas, vinculando Tarot y Astrología… Sólo espero que no sea tan infumable como Carutti.

      Me podía haber extendido más con Libra, lo sé, pero la intención era subrayar su carácter cardinal. Se habla de Aries el agresivo, Cáncer el sensible, Libra el dubitativo y Capricornio el taciturno –y nos olvidamos que, por su modalidad cardinal, son signos como la copa de un pino. Son el sostén, el armazón, las cuatro puertas.

      Uy, Sol y Plutón en 10: madre muy de armas tomar. Uy, uy, uy.

      Aquí en Berlín ya hay que sacar la chaqueta y el sol sale y se esconde a su gusto, pero se siente super hermoso. Mañana, además, tenemos equinoccio… No te olvides de hacer alguna ceremonia: aunque sea tirar cosas que no te sirvan!

      Muchos abrazos. Nos leemos muy pronto.