Boletín de Astromochila: Semana del 10 al 16 de octubre 2016.


Esto de querer adelantarnos a los acontecimientos, de jugar a predecir el futuro no es nada nuevo. Lo hacían los babilonios, lo hacían los sumerios y nosotros, después de cuatro mil años, continuamos intentándolo. No se trata de acertarle a todo el mundo –de hecho, ya comenté una vez lo poco amigo que soy de las predicciones generales- sino de observar el cielo, disfrutar comentándolo y sintonizando con él.

Hace poco, una colega muy capricorniana me decía que estos últimos Boletines le parecen que ni clavados a sus vivencias. Genial. Puede que los próximos no tengan nada que ver con ella. A fin de cuentas, se trata de observaciones muy generales, una mini guía para que os oriente en la semana. Lo último que pretendo con estos artículos es empujaros a pensar que cada eclipse, luna nueva y luna llena va a sacudir vuestras vidas con un cambio sustancial. Tampoco que cada cuadratura os hará la existencia imposible. Primero porque muchos de estos acontecimientos suceden a un nivel casi imperceptible –que, sin embargo, pueden evolucionar en nuevos caminos y episodios cruciales- y, segundo, porque –como no me canso de repetir- cada carta es un mundo y según la configuración de sus planetas reaccionará de un modo específico a lo que sucede en el cielo. Pongamos por ejemplo: la Luna Nueva en Libra de hace dos semanas rozaba el Medio Cielo de mi carta. ¿Qué pasó? Me activó la carta y me propusieron un nuevo trabajo. Pero ¿quién sabe?  Lo mismo, la próxima Luna Nueva sucede y ni me entero. Hasta aquí puedo leer.

Después de esta peque-chapa-reflexiva, vamos con un par de detalles de la semana que entra. En estos minutos, lunes 10 de octubre, la Luna ya ha ingresado en Acuario. Ha pasado el finde haciendo cuadraturas y juntándose a Plutón: recuerdos del pasado, amores no resueltos, mamá difunta. Todo en Capricornio y con Marte de por medio. Muchísima energía para los de este signo, cuya salud podría resentirse, como advertimos la semana pasada. Lo bueno de este aspecto es que también les permite concentrarse en una sola actividad a largo plazo, con insuperables dosis de voluntad y esfuerzo. Capricornio al 200 %. Duro de roer.

Poco a poco nos movemos dirección al plenilunio del domingo, lo que implica cierta tensión en el ambiente. Más que tensión, ELECTRICIDAD. Varios aspectos en la semana apuntan a planes que se tuercen, imprevistos y originalidad. El que se tiña el pelo de fucsia gana y también el que entienda de tecnologías y no se asuste cuando todo se desmonta y hay que empezar de nuevo. Aquí se aplica el lema Crisis = Oportunidad Creativa. Amén.

La Luna en Acuario se mantendrá de hoy al miércoles invitándonos a reunirnos con colegas, a saltarnos las normas y a apoyar lo colectivo. El viernes, el Sol en Libra se opondrá a Urano y resultará difícil mantener las promesas o, si se cumplen, es porque implican una completa libertad por ambas partes. A lo largo de la semana, Mercurio en Libra cuadrará a Marte y a Plutón: los nativos del signo de la balanza, esos que hablan por los codos y tienen la agenda super apretada estos días, puede que sufran un tropiezo con el jefe, con la pareja, con el hermano o incluso con ellos mismos si no miran donde pisan. Parece que va a ser una semana muy respondona donde la gente no va a aguantar que los toreen ni se cortarán un pelo en decir lo que opinen –siempre con cierta diplomacia típica de Libra.

La noche del sábado al domingo se produce la Luna Llena en Aries, en el grado 23 –justo donde tengo el sol; espero poder dormir o pegarme la supermarcha aquí en Berlín-, que intensificará este ambiente contestatario, rebelde e improvisador de la semana. Aquellos que tengáis planetas en signos cardinales en ese grado vais a notar un empujón positivo en la casa que afecte. También un pequeño jaleo, porque, a fin de cuentas, Aries no es un signo pacífico.

Se trata de una de las superlunas del año, de esas que se ven tan gordas y brillantes que casi no caben por la ventana. Disfrutadla. Estirad la mano y robadle un pedacito.

Os dejo, que hay tanto por hacer. Si os quedan más dudas, ya sabéis, escribid aquí abajo, que con gusto respondo. Estamos de reformas, pero muy prontito ya tendremos la página lista, eficiente y acogedora.

Mil gracias por leer. Feliz semana. FELIZ SUPERLUNA.

Y si te gustó... qué mejor que compartirlo. ¡Muchísimas Gracias! Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0Email this to someone

¡Participando aprendemos todos!